viernes, 4 de mayo de 2012

Galletas con stencils

Hace ya unas semanas compré por internet unos stencils en la web de Lindy's cake, y doy gracias de que sólo compré un par porque sinceramente no es que no me haya gustado el resultado final pero el trabajo ha sido un tanto engorroso. Creo que durante unos cuantos días voy a soñar con colorante rojo!



Había leido más de un tutorial acerca del tema y ya me parecía que no sería una tarea fácil, pero para cabezona no me gana nadie, así que decidí intentarlo, pero vayamos paso por paso.

Para hacer las galletas utilicé una nueva receta de galletas que me ha encantado!!! Me la dieron en Kok.Tot per la Cuina, en pleno barrio de Gracia (de dónde yo soy!) ya que mi niña hizo un curso de galletas para Sant Jordi; la receta no contiene huevo y de sabor están más que buenas!!



Además, conté con la maravillosa ayuda de mi auto-regalo.... el maravilloso rodillo Joseph&Joseph. Ohhhh... qué maravilla!! Vamos que, me dan ganas de cantarle "te he echado de menos todo este tiempo...." :)


Receta de galletas sin huevo
150 gr. de mantequilla blanda (punto pomada)
75 gr. de azúcar glass
250 gr. de harina tamizada
1 cucharadita de aroma

Lo primero será poner la mantequilla en un bol y batir con las varillas eléctricas hasta que tengamos una crema muy fina parecida a la pasta de dientes y entonces iremos añadiendo el azúcar glass a cucharadas sin dejar de batir.

Una vez esté todo el azúcar integrado nos habrá cambiado ligeramente de color y será una pasta cremosa y firme.

Añadimos en este momento el aroma; por cada 100 gr. de mantequilla añadimos una cucharadita de postre y batimos de nuevo para integrarlo.

Es el momento de la harina, mezclamos y dejando ya las varillas eléctricas, vamos añadiéndola tamizada mientras la vamos integrando a la masa con la ayuda de la lengua de silicona hasta acabarla totalmente. Finalmente, ya con las manos, formamos una bola que envolveremos en papel de aluminio y meteremos en la nevera como minimo ½ hora aunque se puede preparar la masa el dia antes y estaría exactamente igual.

Una vez cortadas con el cortante deseado, las metemos en el horno que habremos precalentado a 170º y las tendremos de 12 a 15 minutos, aunque eso dependerá del tamaño de las galletas y del horno, claro! No deben quedar muy tostadas ya que nos quedaran muy duras una vez frias. Aunque os parezca que estén blandas al sacarlas del horno una vez frias se endurecen.

Para decorar las galletas con stencils, he usado fondant blanco y colorante rojo en polvo.

La técnica consiste en coger un trozo de fondant del color que queramos, estirarlo con un rodillo para fondant en una superficie donde previamente habremos esparcido un poquito de maizena (para que no se peque el fondant). Cuando ya lo tengamos estirado, pondremos la plantilla deseada encima y pasaremos un poquitín el rodillo por encima (pero cuidado, digo poquitín porque si lo pasáis mucho se os va a pegar el fondant a la plantilla) y a continuación con un pincel y el colorante en polvo iremos pintando los huecos que la plantilla nos deja libres.

Luego retiraremos la plantilla de encima el fondant con mucho cuidado y lo pondremos encima de la galleta.

El resultado, como habréis podido ver es bonito, pero quizás la próxima vez lo probaré a hacer con glasa en vez de con colorante. Me da la sensación de que debe ser un poquito más fácil.


Si os animáis, ya me contaréis el resultado!!

Gracias por leerme!! ;)

No hay comentarios:

Publicar un comentario